CERMI Mujeres defiende que la interseccionalidad esté recogida en las políticas públicas para acabar con la discriminación de las mujeres y niñas con discapacidad

FUENTE: CERMI 

 

La Fundación CERMI Mujeres (FCM) ha defendido que la interseccionalidad esté recogida en las políticas públicas para acabar con la discriminación y los obstáculos a los que se enfrentan las mujeres y niñas con discapacidad

En estos términos se ha expresado la coordinadora de Fundación CERMI Mujeres, Isabel Caballero, durante el evento ‘Experiencias desde la interseccionalidad’ organizado por el Instituto Nacional de Administración Pública, en el que ha participado como ponente y en el que ha coincidido con Selene de la Fuente, abogada de la Fundación Secretariado Gitano; y con una mujer salvadoreña del servicio doméstico.

De esta manera, Caballero ha hecho un recorrido para explicar el origen de la interseccionalidad al tiempo que ha repasado algunas de las temáticas más relevantes de la agenda política de la entidad con un compromiso en derechos humanos, accesibilidad, sostenibilidad, inclusión, protección social e igualdad. 

Así, ha explicado que, ya en la época de los 90, cuando comenzaron a organizarse las mujeres con discapacidad, se hablaba de abordar la reivindicación de sus derechos desde este enfoque interseccional. “En este momento eran muy conscientes de que existían diferentes ejes de opresión que incidían en ellas generando situaciones de discriminación muy específicas por el hecho de ser mujer y de tener una discapacidad”, ha puntualizado.

También se ha referido a la Cuarta Conferencia Mundial sobre la Mujer de la ONU, que se celebró en Beijing en 1995, en la que ya se hablaba de la transversalidad de género, que suponía introducir en todas las políticas públicas el enfoque de género. De esta manera, se defendía que cualquier política de discapacidad tenían que estar permeada por la mirada de género.

En este sentido, ha recordado que en España existen más de dos millones de mujeres con algún tipo de discapacidad que se enfrentan a una situación muy concreta de exclusión. Por ello, una de las principales reivindicaciones de la Fundación CERMI Mujeres, según ha asegurado Caballero, “es la lucha contra la violencia contra las mujeres con discapacidad, que se basa en el fundamento de desprecio hacia ellas en una sociedad patriarcal”. En este sentido, se ha referido a las políticas públicas que, en su opinión, “no toman en consideración a las mujeres con discapacidad en el ámbito de la violencia”.

Asimismo, ha hecho hincapié en la reivindicación sobre los derechos sexuales y reproductivos y ha recordado la conquista histórica que ha supuesto la eliminación de las esterilizaciones forzosas en el código penal. 

Otra cuestión relevante para la entidad, según ha manifestado su coordinadora, es la propia autonomía e independencia de la persona. “Las mujeres deben tener el derecho a decidir sobre su propia vida y sobre sus proyectos”, ha defendido.

También ha lamentado la oportunidad perdida que ha supuesto la Ley de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las Personas en Situación de Dependencia, que, según Fundación CERMI Mujeres, “hubiese sido una herramienta de empoderamiento de mujeres para salir del ciclo de la violencia”.

Por último, ha manifestado la importancia de generar alianzas con otros grupos sociales para fortalecer el trabajo y la defensa de los derechos humanos de las mujeres y niñas con discapacidad y de las madres y cuidadoras de personas con discapacidad.